Glitch se convierte en conspiración por broma de desarrollador

Jugadores pierden la cabeza al buscar respuestas inexistentes

Glitch se convierte en conspiración por broma de desarrollador

Jugadores pierden la cabeza al buscar respuestas inexistentes

Ayer, los jugadores de The Binding of Isaac perdieron la cabeza al elaborar complicadas teorías —dignas de una película de Hollywood— mientras intentaban resolver un oscuro misterio que en realidad era solamente una broma de su desarrollador, Edmund McMillen.

Todo comenzó con el lanzamiento de la nueva expansión Afterbirth, la cual prometía añadir más de 120 ítems al juego. Cuando la comunidad se dio cuenta de que únicamente había 47, a McMillen se le ocurrió decir que no habían buscado lo suficiente.

Como resultado, los jugadores de The Binding of Isaac se involucraron en todo tipo de conjeturas y razonamientos extravagantes. Por ejemplo, usuarios de reddit creyeron que debían buscar pistas en ciertos pasajes de la Biblia.

Para ser más precisos, las investigaciones se centraron en el número 109, cifra que —de acuerdo con los hallazgos de dataminers— estaba relacionada con el número de horas de juego necesarias para descubrir el gran secreto.

La verdad era que un glitch había prevenido la aparición de dichos ítems. McMillen se atrevió a jugar poco más con sus aficionados y liberó un parche justamente 109 horas después del lanzamiento. El problema quedó solucionado, pero sobra decir que muchos se mostraron molestos con su manera de manejar la situación.

El desarrollador ofreció algunas explicaciones esta mañana mediante su cuenta en Twitter y, aunque no se disculpó, sí aseguró que sus acciones estaban completamente libres de malas intenciones.

Fuente

SIGUE LEYENDO

Comentarios

  • Facebook

  • Tarreo (26)

 
 
  • Mejores

  • Nuevos